Portal de TRansparencia

Cancillería participa en cierre de proyecto de adaptación al Cambio Climático en microcuencas

Publicado el 25 de mayo, 2018

El viceministro de Cooperación para el Desarrollo, Jaime Miranda, participó en el acto de cierre del Proyecto “Adaptación al Cambio Climático para Reducir la Degradación de la Tierra en Microcuencas Frágiles”, en el municipio de Candelaria de la Frontera, Santa Ana.

En su intervención, el viceministro Miranda resaltó la importancia de este proyecto para que la población de estas zonas pueda adaptarse a las variaciones del clima y reducir la vulnerabilidad del país a sus efectos.

Asimismo, reiteró que este tema está contemplado en el Plan Quinquenal de Desarrollo, máxima política pública nacional, la cual coincide con la Agenda 2030 y sus respectivos Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Igualmente, reiteró que esta iniciativa pretende incrementar las capacidades de las comunidades para adaptarse y responder ante estos efectos, para ello se ha contado con la participación de pequeños productores rurales vinculados a la agricultura familiar en las microcuencas del departamento de Santa Ana.

Entre los aspectos atendidos en este proyecto sobresalen la mejora de la calidad del suelo en las zonas en función del aumento de la cobertura vegetal, el manejo integrado de los recursos naturales y la gestión adecuada del uso del suelo.

En este contexto, según datos de la FAO, se gestionaron cerca de 2,000 hectáreas de suelos mediante ocho viveros de plantas forestales nativas con más de 300 mil plantas forestales. Asimismo, se distribuyeron y sembraron 32 mil árboles frutales y materiales genéticos para el establecimiento de pastos resistentes a la sequía.

Otro de los componentes fue el aumento de la calidad y cantidad de agua para diversificar los medios de subsistencia y fuentes de ingresos de estos sectores vulnerables. Esto se consiguió a través de la protección de diez fuentes de agua, la construcción de 16 reservorios, la restauración de cinco sistemas de conducción de agua y 45 sistemas de captura y almacenamiento de agua lluvia para consumo y uso doméstico de 500 familias.

“Antes teníamos que recorrer kilómetros para poder conseguir agua. Ahora con los reservorios tenemos un gran alivio para nuestras siembras. Gracias al Gobierno de El Salvador, a FAO y la municipalidad”, expresó el productor Edwin Brito, de la microcuenca El Salitre, uno de los beneficiarios del proyecto.

Esta iniciativa es el resultado de un esfuerzo conjunto entre el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) y el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales (MARN), con el apoyo de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el Fondo Especial para el Cambio Climático (SCCF) y el Fondo Mundial para el Medio Ambiente (GEF).

En el acto estuvieron presentes la alcaldesa de Candelaria de la Frontera, Janet Rivera; el director ejecutivo del Centro Tecnología Agropecuaria y Forestal (CENTA), Rafael Alemán, el representante de la FAO, Alan González y el jefe de cooperación internacional del MARN, Walter González.