Portal de TRansparencia

El Salvador y Bolivia firman Memorándum de Entendimiento de cooperación para el intercambio en materia de hidrocarburos y energía

Publicado el 5 de octubre, 2016

El Gobierno salvadoreño firmó un Memorándum de Entendimiento con el Estado Plurinacional de Bolivia, cuyo objetivo es el desarrollo de cooperación a través de programas y proyectos conjuntos, así como el intercambio de conocimientos, formación y capacitación de recurso humano en materia de hidrocarburos y energía. El instrumento fue suscrito por el canciller de la República, Hugo Martínez y el titular del Ministerio de Hidrocarburos y Energía de la nación suramericana, Luis Alberto Sánchez.

Este documento y la visita del ministro Sánchez al país son el resultado de las acciones de acercamiento con el pueblo boliviano llevadas a cabo recientemente, como parte de la política exterior abierta al mundo y en coherencia con la vocación integracionista con la región latinoamericana que implementa El Salvador.

En marzo pasado, el presidente Salvador Sánchez Cerén y su homólogo boliviano, Evo Morales, expresaron su voluntad de fortalecer los lazos de hermandad entre ambos pueblos y fue en seguimiento de este compromiso que, el 7 de septiembre de este año, se inauguró la Representación Diplomática y Consular salvadoreña en la ciudad de La Paz.

En el marco de esa visita también se celebró, junto al canciller David Choquehuanca, la Segunda Reunión del Mecanismo de Consultas Políticas y Coordinación Bilateral, en la que se dio seguimiento a la agenda común de las dos naciones. Asimismo, se realizó la Primera Reunión de la Comisión Mixta de Cooperación Técnica y Científica El Salvador-Bolivia, en la que se expresó el interés por concretar el Memorándum que se firmó hoy.

El sector energético forma parte de las áreas prioritarias que el Gobierno está impulsando para alcanzar el desarrollo integral, de acuerdo al objetivo número 1 del Plan Quinquenal, que busca “Dinamizar la economía nacional para generar oportunidades y prosperidad a las familias, a las empresas y al país”. Asimismo, el cumplimiento del Objetivo de Desarrollo Sostenible número 7 de la Agenda 2030 se orienta a garantizar el acceso a una energía asequible, segura, sostenible y moderna para todos.

En esta ruta, la Política Energética salvadoreña se enfoca a diversificar la matriz generadora, el fomento de las energías renovables y el desarrollo de iniciativas relacionadas al uso eficiente de los recursos. Todos estos esfuerzos están encaminados a asegurar que nuestro territorio cuente con un suministro más accesible y sostenible, en armonía con los ecosistemas y potenciando la creación de fuentes de empleo.