Portal de TRansparencia

Yuri Cortez, el fotoperiodista salvadoreño que fue figura en el Mundial de Rusia 2018

Publicado el 26 de noviembre, 2018

Se jugaba la prórroga del partido de semifinales entre las selecciones de Croacia e Inglaterra, en el Mundial de Rusia 2018. Noventa minutos de tiempo reglamentario no fueron suficientes para superar el marcador igualado a un gol por cada equipo. A un extremo de la portería inglesa se encontraba el fotoperiodista salvadoreño Yuri Cortez, capturando con su lente de 400 milímetros cada jugada de este encuentro decisivo, que tuvo lugar el 11 de julio, en el estadio Luzhnikí, de Moscú.

Fue justo en el minuto 109 cuando los croatas anotaban el tanto que terminaría dándoles el pase a la gran final. Y ahí estaba Yuri, no perdía ningún instante de ese momento con su cámara, enfocado en lograr la foto de las primeras planas. Y vio venir a los jugadores, apilándose de tal forma que terminaron gritando el gol de la victoria encima del compatriota, literalmente; un festejo que se viralizó y se volvió la imagen de portada de las noticias, pasando a ser parte de la historia del evento más importante del ámbito futbolístico.

“Fue muy sorpresivo. Todo aconteció de una manera rápida, inesperada. No es para menos, pues Croacia logra anotar -en este caso, el jugador Mario Mandžukić- a escasos minutos de terminar el extratiempo que le pondría fin al partido, y comienza a correr hacia la esquina (…) Fue un gran momento, histórico, era su primera final”, comenta este corresponsal de la Agencia Francesa de Prensa (AFP).

Pero su protagonismo también tuvo mucho que ver con su destacado trabajo: aún bajo el alud de futbolistas exultantes, Yuri no quitó nunca el dedo del disparador y llegó a hacer, en unos segundos, más de 70 imágenes del equipo de Croacia, desde una perspectiva única.

Según relata, cuando se percató que el jugador llegaba al punto de la cancha donde él se encontraba ubicado, inmediatamente tomó su cámara auxiliar armada con un lente gran angular -útil para distancias muy cortas- que le sirvió para inmortalizar la escena.

“Siento que sí logré el objetivo, lo que yo viví es lo que se ve en esas fotos: esa euforia, emoción, esos gritos tan ensordecedores (…) Me siento contento de haber hecho el trabajo profesional, de haber cumplido con lo que me mandaron a hacer”, manifiesta este experimentado fotoperiodista, quien tiene más de 27 años de laborar para AFP.


Graduado como licenciado en Periodismo de la Universidad de El Salvador, actualmente es el jefe de Fotografía de la agencia informativa en Venezuela. Anteriormente, ocupó el cargo desde las oficinas regionales para Centroamérica, en México, donde residió durante siete años.

Su labor lo ha llevado a todos los continentes. Ha registrado varios acontecimientos trascendentales, como la guerra civil salvadoreña, conflictos armados internacionales, golpes de Estado y desastres naturales. En el plano deportivo, ha dado cobertura a grandes eventos como la Copa Confederaciones, la Copa América, juegos olímpicos y, por supuesto, copas mundiales.

Para Yuri, es impactante el alcance que tuvo su vivencia en Rusia 2018, la cual se volvió una tendencia en redes sociales, donde también se resaltó su nacionalidad salvadoreña, lo que vino a llenar de orgullo a sus compatriotas.

“Yo creo que es importante que el nombre de El Salvador suene alrededor del mundo dentro de una noticia muy positiva, muy agradable; y que se reconozca el talento que como salvadoreños tenemos”, expresa el corresponsal, originario del barrio San Jacinto, de la ciudad capital.

Comparte que, desde que logró levantarse del engramillado del estadio Luzhnikí, con ayuda y entre abrazos de los jugadores del cuadro croata, decenas de periódicos, radios y canales de televisión comenzaron a ponerse en contacto para gestionar una entrevista.

“El teléfono empezó a sonar. Había un teléfono que había marcado veinte veces, otros treinta, otros cincuenta veces. De esas llamadas habré podido contestar quizás un 5%. En Twitter vi que algo estaba pasando, también, porque las notificaciones no dejaban de llegar, al igual que en Instagram”, comenta.

Su mayor recompensa ha sido que el nombre de su tierra natal resonara en todo el globo. Pero fruto de su labor y como figura de la emotiva celebración, también fue invitado por la Oficina de Turismo de Croacia para pasar unas vacaciones en esa nación europea.

Pocos días después de finalizado el Mundial de Rusia, Yuri volvió a su patria querida para ser recibido con el aprecio y admiración de su pueblo. También hizo tiempo para reunirse con sus colegas de la prensa salvadoreña, con quienes compartió detalles de su increíble experiencia, una nueva que le da la profesión, una más que resulta de su pasión por la fotografía, adquirida en los años de la juventud con una cámara Olympus que le regaló su papá.