LOGO INSTITUCIONAL
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
EN ES

El Salvador reafirma compromiso con acciones para mitigar la migración irregular, fortalecer la institucionalidad democrática y luchar contra la corrupción en medio de la pandemia por COVID-19

La Ministra de Relaciones Exteriores, Alexandra Hill, participó este día en el encuentro de cancilleres de los países miembros del Sistema de la Integración Centroamericana, México y Estados Unidos.

La reunión, que tuvo por sede San José, Costa Rica, fue presidida por el canciller de esa nación, Rodolfo Solano Quirós, y el secretario de Estado de EUA, Antony Blinken. Asimismo, participaron los ministros de Relaciones Exteriores de México, Belice, Honduras, Guatemala, Nicaragua, República Dominicana, Marcelo Ebrard; Eamom Courtenay; Lisandro Rosales; Pedro Brolo; Denis Moncada y Roberto Álvarez Gil. Además, por Panamá, asistió la viceministra de Relaciones Exteriores, Dayra Carrizo Castillero.

En su intervención la canciller Hill expuso que el Gobierno del Presidente Nayib Bukele, que arriba a su segundo año de gestión, ha centrado sus esfuerzos en asegurar la adecuada implementación de políticas públicas orientadas a mejorar la calidad de vida de las personas y abordar las causas estructurales de la migración irregular.

«La migración irregular es la expresión más palpable del fracaso histórico de nuestros Estados de no cumplir con el propósito básico de ofrecer oportunidades de desarrollo para todas las personas y ser negligentes para eliminar la exclusión social que han sufrido por siglos nuestros pueblos, especialmente la gente más vulnerable», planteó la jefa de la diplomacia salvadoreña al inicio de su intervención.

Además, la ministra Hill reafirmó el compromiso del Gobierno del Presidente Nayib Bukele en superar las causas estructurales de la migración irregular a través de oportunidades de desarrollo en un entorno seguro. También destacó los esfuerzos realizados desde el Ejecutivo que han tenido excelentes resultados y hoy colocan al país con los números más bajos de personas migrantes en la Frontera Sur de EUA y en las estaciones migratorias mexicanas.

«Hace dos años, el Presidente Bukele asumió la responsabilidad de la migración irregular y se comprometió a erradicar las causas estructurales de esa migración. Ahora buscamos asegurar el derecho a permanecer y desarrollarse en su patria, es decir, a garantizar los derechos humanos integrales siendo estos los derechos civiles, políticos, económicos, sociales y culturales», añadió la ministra Hill.

Por tanto, destacó que el país ha cambiado de paradigma respetando el derecho a migrar, pero fomentando procesos migratorios seguros y regulares.

Esta visión, indicó la canciller Hill, se refleja en los resultados de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza, entidad que reporta que las personas salvadoreñas representan tan solo el 5.37% de las aprehensiones en la Frontera Sur de Estados Unidos; mientras tanto, en México, nuestros connacionales en esta situación representan el 8.5%.

De igual manera, indicó que «la naturaleza misma de la migración y la movilidad humana implica trabajar con nuestros vecinos y socios, bajo el principio de responsabilidad compartida».

Por otro lado, la ministra Hill se refirió a los esfuerzos enfocados al combate de la corrupción, entre otros delitos referidos a este ámbito y a la defensa de la democracia.

“La corrupción debilita a la democracia y representa un peligro para nuestra región y el mundo”, sostuvo. Por ello, considera que es necesario contar con instancias que combatan este flagelo de manera frontal.   

Así, mencionó que una de sus primeras acciones fue la de solicitar la instalación de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en El Salvador (CICIES), con el valioso apoyo de la Organización de Estados Americanos (OEA), la cual se instaló en septiembre de 2019, a pocas semanas de la llegada del Presidente Bukele.

«Con el apoyo de la CICIES, el Gobierno salvadoreño busca implementar una sólida cultura anticorrupción, con políticas que aseguren la aplicación de medidas de lucha y prevención de la corrupción, preservando el patrimonio de los salvadoreños», reiteró.

En este tema, también hizo referencia al Plan Antievasión que ha permitido identificar e iniciar el debido proceso para recuperar $345 millones a través de la presentación de avisos ante la Fiscalía General de la República, por presuntos delitos al Fisco.

De igual manera, afirmó que El Salvador aspira a convertirse en un modelo de gestión pública y en un agente activo en el marco de las iniciativas que, a nivel regional, se impulsen para el combate de la corrupción.

Sobre este mismo fenómeno, el secretario Blinken indicó que existe una gran oportunidad para compartir experiencias y buenas prácticas, herramientas y técnicas que serán de mucha utilidad para lidiar con manifestaciones concretas de corrupción.

En el ámbito de la cooperación regional, la Canciller Hill se refirió a las medidas implementadas en El Salvador y a la gestión de la colaboración para enfrentar la pandemia del COVID-19, que han dado como resultado una baja incidencia de contagios y el avance en el proceso de vacunación.

En esa misma línea, hizo un llamado a las naciones para tener acceso equitativo a las vacunas, medida que nos llevará a salir de esta crisis sanitaria mundial. «La visión unilateral debe dar paso a una mayor solidaridad y cooperación, solo así saldremos de esta pandemia», reiteró.

A nivel económico, la ministra Hill instó a los presentes a enfrentar juntos los impactos de la pandemia, por ello, afirmó que “para dinamizar la economía, es preciso generar inversiones y crear empleos para la población; debemos trascender de la cooperación internacional hacia las inversiones significativas en proyectos estratégicos de desarrollo socioeconómico», aseguró.

En este marco, destacó la importancia de los acuerdos comerciales con México y Estados Unidos a fin de incrementar la inversión de ambas naciones norteamericanas en nuestro país.

De igual manera, hizo un llamado a las naciones de la región para fortalecer la integración, proceso que debe ser de beneficio para Centroamérica por medio de iniciativas como el ferri entre El Salvador y Costa Rica, proyecto de corto plazo que representa una oportunidad de desarrollo y mejorará el comercio binacional y regional.

Los esfuerzos para la superación de las causas estructurales de la migración irregular y el logro de mejores estándares de desarrollo para El Salvador y la región, solo pueden ser efectivos en una democracia fortalecida y robusta, destacó la diplomática salvadoreña.

Previa la reunión ministerial, los cancilleres de Guatemala, Honduras y El Salvador sostuvieron un encuentro privado con el secretario Blinken en donde abordaron temas de interés común.

Publicado el 02-06-2021.

Etiquetas: ,